Lado B
Pobladores entregan vehículos en el plantón de Bonafont; empresa pide mesa de diálogo
Este martes los integrantes del plantón de clausura de la empresa Bonafont en Juan C. Bonilla devolvieron a trabajadores de la empresa los vehículos que quedaron dentro de las instalaciones; a la par, la empresa pide que se haga una mesa de diálogo cuanto antes
Por Aranzazú Ayala Martínez @aranhera
29 de abril, 2021
Comparte

Después de más de un mes de haber iniciado el plantón y la clausura de la planta de Bonafont el 22 de marzo —ubicada en el municipio de Juan C. Bonilla— manifestantes y el sindicato de trabajadores de la empresa llegaron a un acuerdo este miércoles 28 de abril para entregar los vehículos que habían quedado dentro de las instalaciones de la embotelladora de agua. 

Whats.png

Desde el cierre de la embotelladora y la instalación del plantón, se quedaron dentro del inmueble vehículos propiedad de trabajadores de la empresa. Bonafont ha sido señalada directamente por vecinos por extraer más agua de lo permitido y porque debido a su actividad, las reservas de agua de los pozos comunitarios para uso personal y agrícola han disminuido considerablemente.

El martes 27 de abril los integrantes de Pueblos Unidos —organización en la cual se agruparon los vecinos y más habitantes de la región afectados por la escasez de agua— dieron una rueda de prensa donde informaron del diálogo con los trabajadores. Explicaron que el 30 de marzo fue difundido el supuesto robo de motocicletas, propiedad de quienes laboraban en la empresa, siendo Pueblos Unidos señalados como presuntos responsables.

Ese mismo día los integrantes del plantón habían encontrado dentro del inmueble de Bonafont a Humberto Isauro Hernández Peralta, delegado de la Secretaría de Gobernación (Segob) estatal. 

Al ver que el representante de la Segob estaba en las instalaciones de Bonafont, los manifestantes redactaron un documento que firmaron tanto el delegado Hernández Peralta como personal de la policía estatal, donde se responsabilizaba a los actores del gobierno del estado por cualquier faltante o anormalidad dentro de la empresa.

También puedes leer: La lucha por el agua en Zacatepec continuará hasta que Bonafont se vaya

Quien ha tenido un acercamiento y diálogo con los defensores del territorio ha sido Jesús Salvador Pérez Gómez, secretario general del Sindicato de Trabajadores de la Industria del Agua, Gaseosas, Conexos y Similares del estado de Puebla, pero de manera informal, sin una postura oficial de Bonafont, empresa parte de la multinacional Danone.

En la misma rueda de prensa, Pueblos Unidos informó que el 9 de abril recibieron la copia de un documento dirigido al delegado de la Segob, de parte del apoderado legal de Bonafont, Roberto Jope Arteaga, donde pedía a Hernández Peralta que intercediera a su favor para que se pudieran retirar los vehículos que habían quedado dentro de las instalaciones de Bonafont.

plantón de Bonafont

Imagen: Olga Valeria Hernández

“Casualmente ese documento fue entregado por el mismo delegado Humberto; quizá podríamos decir que este fue el único esfuerzo que el delegado hizo para resolver el conflicto. Debo aclarar que no respondimos al documento antes mencionado porque no fue dirigido hacia nosotros. Hasta la fecha, ningún representante de Bonafont se ha presentado para atender nuestras exigencias”, dijeron en la conferencia de prensa.

Posteriormente el secretario general, Pérez Gómez, se acercó al plantón a título personal, no enviado por la empresa, para iniciar el diálogo, y el 22 de abril entregó un documento donde hacía la petición de la liberación de los vehículos de manera formal. También aclararon que no existe ninguna negociación, sino que sólo hubo un acuerdo pacífico por el tema de las unidades.

Pueblos Unidos reiteró que siempre ha tenido disposición de dialogar y resolver el conflicto, reconociendo que los trabajadores de la empresa son sus compañeros y vecinos y se ven afectados de igual manera.

El retiro de los vehículos se hizo bajo condiciones y protocolos que los integrantes de Pueblos Unidos determinaron: las personas tendrían que ir de manera escalonada en horarios específicos, para no hacer aglomeraciones de personas, y llevar todos los documentos correspondientes para acreditar su identidad y la propiedad de los vehículos. Todo el proceso de entrega se grabaría y documentaría por parte de Pueblos Unidos.

plantón de Bonafont

Foto: Olga Valeria Hernández

En la rueda de prensa también participó el propio Jesús Salvador Pérez, quien agradeció a Pueblos Unidos la disposición de diálogo y la liberación de los vehículos de los trabajadores. 

“Yo, Jesús Salvador Pérez Gómez, en mi carácter de secretario general del Sindicato de Trabajadores de la Industria del Agua, Gaseosas, Conexos y similares del estado Puebla, aquí presente el día de hoy, libero y deslindo de toda responsabilidad a Pueblos Unidos de cualquier extravío de motocicletas y carros”.

También estuvieron presentes Antonio Rojas Robles y Juan Ricardo Fuentes, trabajadores de la empresa, quienes agradecieron la disposición a Pueblos Unidos y recalcaron que no hay conflicto entre ellos y los manifestantes.

El miércoles 28 de abril, a partir de las diez de la mañana, los trabajadores del sindicato de Bonafont llegaron al plantón para recoger los vehículos que se habían quedado dentro de las instalaciones. Tal y como lo habían acordado, llevaron sus identificaciones y documentos que acreditaran la propiedad de los vehículos, confirmando lo anterior y deslindando a Pueblos Unidos de cualquier denuncia, señalamiento o circunstancia negativa derivada del retiro de las unidades. Todas las entregas fueron documentadas y transmitidas en redes sociales en vivo, quedando en línea para su consulta. 

Hasta ahora, después de entregar los vehículos y llegar a un acuerdo con los trabajadores, las exigencias de Pueblos Unidos se mantienen iguales que al principio: que la planta se retire del municipio, pues señalan que su trabajo está directamente ligado a la falta de agua en los pozos de la comunidad.

Bonafont pide diálogo y resolución

plantón Bonafont

Foto: Olga Valeria Hernández

El día 7 de abril la empresa Bonafont buscó a LADO B después de iniciar con la cobertura del plantón, para hablar de la visión de la empresa. Este diálogo se dio el miércoles 28 de abril; en la llamada participaron Vanessa Rivas, directora de Comunicación de Danone México, y Fabrice Salamanca, vicepresidenta de Asuntos Corporativos de la misma empresa.

A través de Fabrice Salamanca, Danone dio su postura, en la cual expresó que el problema de la falta de agua en la zona es mucho más antiguo que el actual conflicto y que se necesita un plan integral para resolverlo. 

Más que una réplica a lo publicado sobre el tema, la empresa, dijo su representante, busca hablar de la realidad de la explotación de los recursos hídricos en la entidad. Salamanca dijo que en el escenario del actual conflicto se está poniendo a la empresa como la responsable de una problemática que tiene décadas, que es la falta de agua en la región.

Bonafont compartió algunos documentos con LADO B, como el registro de distribución de agua en la entidad de acuerdo con su uso (agrícola, industrial, pecuario, servicios o diferente uso), del Registro Público de Derechos del Agua (REPDA). 

Salamanca dijo que la embotelladora cuenta con las concesiones de Conagua desde 2004, con permiso para perforar un solo pozo. Posteriormente, al confirmar directamente con la agencia de comunicación de Bonafont, explicó que tienen en realidad tres concesiones, dos bajo el nombre de “Envasadora de Aguas de México” y otra por “Embotelladora Arco Iris”. 

plantón de Bonafont

Imagen: Bonafont

En lo que estuvieron de acuerdo ambas partes, es que lo que tienen concesionado es apenas el 0.09% del total de recurso hídrico disponible en Puebla. Este cálculo lo hicieron a partir del reporte de “Actualización de la disponibilidad media anual de agua en el acuífero Valle de Puebla” de diciembre de 2020. Además enviaron un listado de las empresas y entidades que tienen las concesiones más amplias de agua en Puebla; esta información la hicieron revisando el REPDA con elaboración propia, por lo que se tiene que verificar y analizar todas las concesiones de la entidad para confirmar los datos.

Al verificar en el enlace del REPDA que envió la propia empresa, existen dos concesiones bajo el nombre de “Envasadoras de Aguas de México S. de R.L. de C.V.”, una de 2005 y otra de 1996, y la plataforma no especifica en qué municipio se encuentran. 

Vanessa Rivas explicó en una entrevista posterior que de las tres concesiones de “Embotelladora Arco Iris”, una es la vigente, otra aparece duplicada y la de 1994 es de cuando Arco Iris era independiente a Bonafont. Ese es otro dato que sigue pendiente de verificación directamente con las instancias correspondientes.

La compañía propiedad de Danone también aseguró que el tipo de perforación que ellos hacen, en pozos profundos a más de 150 metros bajo tierra, es directamente de los mantos acuíferos y no interfiere con las recargas de agua de los pozos superficiales o norias, que son los de uso comunitario y/o agrícola como en Juan C. Bonilla. Sin embargo esta información no ha sido corroborada por Conagua, de quien la empresa dice tomó la información. 

Aunque este medio ya solicitó información directamente a Conagua para verificar lo dicho por Bonafont, al momento no ha habido respuesta pero se dará un seguimiento puntual para revisar la distribución del agua y el porcentaje de recurso hídrico que realmente usa la embotelladora. 

También puedes leer: Lomas de Angelópolis acapara agua y acelera el desabasto en Ocoyucan

Salamanca añadió que el tema de la sequía en el país e incluso a nivel mundial afecta los pozos superficiales: si no hay lluvia, los pozos, o norias artesanales, no se recargan. 

“Mientras no haya una mesa de diálogo con otros actores que faciliten va a ser difícil resolver las necesidades que tienen estas comunidades desde hace décadas”, agregó. Desde su perspectiva, la solución al conflicto sería una serie de políticas públicas integrales, que rebasan los alcances de Bonafont, pues le corresponden a autoridades de los tres niveles de gobierno.

Bonafont, dijo Salamanca en entrevista para LADO B, ha insistido en que se realicen estas mesas de diálogo, y lo único que se ha realizado hasta el momento son reuniones con el gobierno estatal y Conagua. De acuerdo con los voceros de Bonafont, quien ha estado ausente en estas pláticas ha sido el gobierno municipal. La empresa no dio más detalles al respecto. 

Finalmente, Salamanca dijo que lo que también buscan es salvaguardar los empleos, pues si el plantón sigue y se cierra la planta de Bonafont, están en riesgo 557 empleos directos y mil 200 en toda la cadena de proveedores. 

 

*Foto de portada: Olga Valeria Hernández

Comparte
Autor Lado B
Aranzazú Ayala Martínez
Periodista en constante formación. Reportera de día, raver de noche. Segundo lugar en categoría Crónica. Premio Cuauhtémoc Moctezuma al Periodismo Puebla 2014. Tercer lugar en el concurso “Género y Justicia” de SCJN, ONU Mujeres y Periodistas de a Pie. Octubre 2014. Segundo lugar Premio Rostros de la Discriminación categoría multimedia 2017. Premio Gabo 2019 por “México, el país de las 2 mil fosas”, con Quinto Elemento Lab. Becaria ICFJ programa de entrenamiento digital 2019. Colaboradora de “A dónde van los desaparecidos”
Suscripcion