Lado B
Por falta de prevención, infancias en Puebla son reclutadas por delincuencia
Aunque no hay datos oficiales sobre las niñas, niños y adolescentes en riesgo de ser cooptados por grupos delincuenciales, se estima que en Puebla 26.9 por ciento de las infancias estén bajo dicha amenaza
Por Lado B @ladobemx
14 de septiembre, 2021
Comparte

Sofía Ruiz | @SofíaaaaaRuiz

De acuerdo con el informe de reclutamiento y utilización de niñas, niños y adolescentes por grupos delictivos, elaborado por la Red por los Derechos de la Infancia en México (Redim) y el Observatorio Nacional Ciudadano (ONC), en Puebla hay 10 mil 725 niñas, niños y adolescentes en riesgo de ser cooptados por grupos delictivos.

Whats.png

Por la cantidad de personas menores de edad que se encuentran en situación de vulnerabilidad (62 mil 34) Puebla es, junto a Michoacán, el estado con el mayor porcentaje (7.8) de riesgo de que niñas, niños y adolescentes sean reclutados.

“No hay una política pública para las personas adolescentes, para las infancias, no hay política pública para su desarrollo personal, su desarrollo educativo, su desarrollo deportivo, su desarrollo artístico; entonces todas estas cuestiones sociales de pobreza, de violencia dentro de sus hogares (…), todo esto orilla a las adolescencias y a las infancias a involucrarse en el crimen organizado”, explica en entrevista Samantha Páez, del Consejo Ciudadano de Seguridad y Justicia (CCSJ).

Es así que el informe señala que la ausencia de una estadística oficial sobre la participación de menores de edad en actividades delictivas, así como de la tipificación del reclutamiento de niñas, niños y adolescentes por grupos criminales, ha dejado el tema fuera de la atención pública y permitido el crecimiento del fenómeno.

Características de la vulnerabilidad

Ante la falta de datos oficiales sobre el reclutamiento de menores de edad por parte de grupos criminales en el país, la Redim y el ONC analizaron los factores por los que cárteles, pandillas y grupos delincuenciales ven atractivo el uso de niñas, niños y adolescentes en sus actividades.

Para definir la situación de vulnerabilidad de las infancias en México se tomaron en cuenta características como la asistencia escolar, la situación conyugal, la participación en actividades laborales, el contexto de alta incidencia delictiva y el ejercicio pleno de sus derechos.

Además de considerar las implicaciones de la pandemia por COVID-19, tales como el incremento en la participación laboral de menores de edad como consecuencia de la crisis económica, así como la deserción escolar.

También puedes leer: Estado no garantiza los derechos de las infancias desplazadas

De acuerdo con el documento, factores como el entorno familiar, la pobreza, el abandono, la falta de oportunidades, la violencia familiar y la cercanía a zonas con presencia de grupos delictivos permiten que las niñas, niños y adolescentes sean fácilmente atraídos por grupos criminales.

Es así que, en Puebla, en promedio hay 431.2 personas de entre 0 y 17 años de edad que  han sufrido lesiones por algún tipo de violencia, 237.5 fueron víctimas de conductas antisociales, 137.2 son víctimas de desaparición, así como 37.6 han sido víctimas de secuestro; lo que, según el estudio, es una prueba de las condiciones de alta vulnerabilidad de las infancias en el estado.

Infancias criminalizadas

Aunque el Código Penal Federal considera la utilización de menores de edad para llevar a cabo actividades delictivas como trata de personas, pocas veces se trata como victimas a las niñas, niños y adolescentes imputados por conductas antisociales, sino que se les criminaliza y revictimiza.

»Son personas menores de edad víctimas de trata personas y que en el discurso oficial, y el discurso mediático están siendo re victimizadas”, comenta Samantha Páez al recordar cómo los medios utilizan palabras como “niño sicario” o “niñas tratantes” para criminalizar a las infancias.

En entrevista, Tania Ramírez, directora de la Redim, explica que los grupos delictivos  utilizan a su favor la legislación actual, en tanto que las penas que se dictaminan a niñas, niños y adolescentes capturados cometiendo un ilícito son menores, les resulta redituable permitir que sean capturados.

Según el informe, 457.5 niñas, niños y adolescentes han sido imputados por conductas antisociales entre 2018 y 2019 en el estado, aunque no existen datos oficiales sobre cuántos cometieron los ilícitos bajo la orden de un grupo delictivo, ni sobre la forma en la que se juzga cada caso.

Recomendaciones para erradicar la utilización de menores en actividades delictivas

Ante la falta de una ley que dé reconocimiento al problema del reclutamiento y utilización de menores de edad por grupos delictivos, la Redim y el ONC proponen la creación de una Ley General en materia de Reclutamiento de Niñas, Niños y Adolescentes.

La teoría de la Red por los Derechos de las Infancias es que entre más se garanticen los derechos de las niñas, niños y adolescentes, menor es el riesgo de que sean reclutados por grupos criminales, explica su directora, aclarando que la falta de información oficial no ha permitido generar un diagnóstico más preciso de la situación.

En ese sentido, recalcó la importancia de generar políticas públicas que garanticen los derechos fundamentales de las y los menores como medida de prevención al reclutamiento.

Igualmente, recomiendan que las fiscalías diseñen estrategias de seguimiento e intervención en los casos en los que se haya identificado a niñas, niños y adolescentes involucrados en actividades delictivas, de forma que reciban el trato jurídico que merecen como víctimas del delito.

 

*Foto de portada: Michal Jarmoluk | Pixabay

Comparte
Autor Lado B
Lado B
Información, noticias, investigación y profundidad, acá no somos columnistas, somos periodistas. Contamos la otra parte de la historia. Contáctanos : [email protected]
Suscripcion