Lado B
8M: un año de encierro y un año de lucha feminista
La última gran movilización antes del encierro por la pandemia fue la del 8 de marzo de 2020. Ha pasado un año, está en puerta el 8 de marzo; el Palacio Nacional está amurallado ¿Qué ha cambiado?
Por Pie de Página @
07 de marzo, 2021
Comparte
Lydiette Carrión

La marcha del 8M de 2020 fue la última movilización multitudinaria en México antes de los cierres por la pandemia de COVID-19. Aquel día, hubo una marcha enorme y multitudinaria, una mancha morada que se extendía por  calles y calles de la ciudad. Pero no sólo fue la capital; las principales ciudades del país también tuvieron manifestaciones.

Jueves-1.png

Las movilizaciones fueron producto de activismo previo, que crecía y avanzaba sin parar durante los últimos años: tendederos en las escuelas, paros universitarios separatistas, el movimiento en redes #MeToo, las manifestaciones por la despenalización del aborto, las protestas ante los feminicidios.

La exitosa marcha del 8M de 2020 fue el cénit  de todo eso, pero fue también el preludio del confinamiento. Dos semanas después, todo cerró: escuelas, negocios, oficinas.

También puedes leer: Una alerta ante la posibilidad de nuevas cuarentenas: acciones para prevenir la violencia de género

Y ahora, a menos de 48 horas del 8 de marzo, el ejecutivo federal ha blindado Palacio Nacional.

8M

Así lució el Zócalo de la CDMX desde este viernes 5 de marzo/ Foto: Isabel Briseño

¿Qué ha pasado con las mujeres a un año de confinamiento?

Mujeres: más pobreza y más violencia

Es de sobra conocido que debido a la pandemia el desempleo creció y la mayoría de los hogares mexicanos sufrieron económicamente. Pero en particular el rostro del desempleo es femenino.

El resumen ejecutivo de la ENOE, la encuesta de ocupación y empleo del INEGI de 2020 que revela una pérdida de al menos dos millones de puestos de trabajo de mujeres. En otras palabras, fue la mano de obra femenina la más golpeada durante este año de pandemia y pérdidas económicas.

La Red Nacional de Refugios informó que, de marzo a noviembre de 2020,  atendió a 38 mil 081 personas. Esto significó que un  48% más de mujeres tuvieron que huir de su hogar y solicitar refugio.

La misma Red advirtió que, al inicio de la pandemia, en marzo de 2020, fue cuando más llamadas de auxilio por violencia física recibieron. En septiembre registró un aumento  en las violencias sexual y patrimonial. Y para noviembre, “cada hora una mujer se comunicó a la RNR para pedir apoyo ante una situación de violencias, el 33.73% sufrió violencia física, 28.87% psicológica y el 19% aseguró haber sufrido todos los tipos de violencias”.

Estas cifras coinciden con las del Secretariado Ejecutivo de Seguridad Pública.

De acuerdo con su informe al 31 de diciembre de 2020, hubo 220 mil  delitos por violencia familiar durante todo aquel año. Al menos 10 mil más que en 2019 (el informe no desagrega por sexo).

Asimismo, los delitos de violencia de género distintos a los de violencia familiar también aumentaron; pasaron de 3 mil 180 en 2019 a 4 mil 50 en 2020.

Sin embargo, en términos de feminicidio, no parece haber un aumento significativo durante el año de la pandemia, según las cifras del secretariado.

 

Continuar leyendo en Pie de Página

 

*Foto de portada: Archivo | Pie de Págiuna

Comparte
Autor Lado B
Pie de Página
Suscripcion