Detienen a presuntos asesinos de estudiantes en Huejotzingo y de Aldo Padilla
Barbosa informó de la aprehensión de tres sospechosos por el asesinato de Aldo Padilla y del presunto líder de la banda que asesinó a tres estudiantes y un conductor de Uber en marzo
Por Fernando Merino Noriega @FerMerinoN
24 de noviembre, 2020
Comparte

En la rueda de prensa de hoy, el gobernador Miguel Barbosa Huerta confirmó la detención de Felipe N, alias El Pirulí, presunto líder de la banda criminal que asesinó el 24 de febrero a Ximena Quijano Hernández, José Antonio Parada Cerpa, estudiantes colombianos de Medicina de intercambio en la Upaep; Francisco Javier Tirado, estudiante de Medicina de la BUAP, así como a José Manuel Vital, conductor de Uber, y cuyos cuerpos fueron hallados en Santa Ana Xalmimilulco, Huejotzingo.

A través de un comunicado de prensa, la Fiscalía General del Estado (FGE) explicó que el crimen que se le imputa a Felipe N es el homicidio de un ciudadano en un súper de Huejotzingo en febrero pasado, y se presume su participación en otros asesinatos y actos delictivos. De acuerdo con el documento, tras algunas indagatorias se encontró el vínculo con la banda que perpetró el crimen en contra de los cuatro tripulantes del vehículo de la plataforma de Uber. 

Barbosa Huerta especificó que Felipe N fue detenido en ejecución de una orden de aprehensión y no por delitos en flagrancia. Con la detención, el mandatario afirmó que se concluye con el aseguramiento de los presuntos responsables del multihomicidio.

La detención se suma a las de Pablo Jesús N, de 46 años; Ángel N, de 23 y Lisset N, de 22 años, quienes fueron vinculados a proceso el 27 de febrero por los delitos de homicidio calificado y robo de vehículo agravado

Sin embargo, la Fiscalía General del Estado no ha brindado más detalles sobre el caso, por el que en marzo de este año ocurrieron varias manifestaciones masivas de estudiantes universitarios, las cuales desembocaron en el paro estudiantil de varias universidades, principalmente en la BUAP.

Tanto el seguimiento público del caso como el paro estudiantil se vio interrumpido por la llegada de la pandemia por COVID-19 al país. 

También puedes leer: “Ni una bata menos”, el grito de exigencia de estudiantes universitarios 

Lo último que se informó sobre el caso fue que Ximena, José Antonio y Francisco Javier acudieron al carnaval de Huejotzingo el 24 de febrero y, de acuerdo con la Fiscalía General del Estado (FGE), durante su estancia en el evento hubo un altercado por un sombrero entre Ximena y Lisset N, hecho que pudo ser el detonante del crimen.

A las 22:15 horas del domingo 23 de febrero, los estudiantes abordaron un vehículo de la plataforma Uber, conducido por José Manuel para regresar a Puebla. Eso fue lo último que se supo de ellos hasta el lunes por la mañana, cuando encontraron los cuerpos.

También detenidos los responsables del asesinato de Aldo Padilla

Estudiantes del BINE marchan hacía Casa Aguayo. / Foto: Olga Valeria Hernández

Barbosa Huerta también informó que tres de los cuatro presuntos asesinos de Aldo Padilla Cid, ex estudiante de la preparatoria Emiliano Zapata de la BUAP, fueron capturados, aunque el mandatario no dio más detalles al respecto. 

El joven de 18 años fue abordado por cuatro sujetos en la colonia Volcanes, el 16 de noviembre, a unas cuadras de llegar a su casa, quienes lo asaltaron y apuñalaron para después huir. El joven acudió a la parroquia, y una persona que se encontraba ahí llamó a su madre, quien lo llevó al Hospital Universitario, donde finalmente Aldo falleció. La versión de lo sucedido fue compartida por Alicia Cid, su madre. 

El 20 de noviembre, familiares y compañeros de Aldo se movilizaron, y a las puertas de la parroquia de Nuestra Señora de Guadalupe —lugar al que Aldo acudió para ser auxiliado después del ataque—  exigieron justicia por el asesinato del joven, así como mayor seguridad para las y los habitantes del estado.

También puedes leer: Siete años buscando a Marco Antonio Orgen, desaparecido en Huauchinango 

“Es un infierno que nos quiten a un ser querido, [Aldo] apenas tenía 18 años y toda una vida por delante, por eso estamos aquí [en la manifestación] para ver la forma en la que se haga justicia y que las autoridades hagan algo para que esto no vuelva a repetirse”, sentenció el padre padre de Aldo durante la movilización.

De acuerdo con Manatí, Michel, uno de los amigos de Aldo, refirió que el joven participó en las marchas multitudinarias para exigir justicia por los estudiantes y el conductor de Uber asesinados en Huejotzingo, e incluso en una fotografía que subió a Twitter, se aprecia a Aldo sosteniendo una lona en la que se lee: “Mi familia espera un graduado, no un cadáver”.

LADO B contactó a la oficina de prensa de la FGE para saber más detalles sobre ambos casos, sin embargo, su respuesta fue que “más adelante darían información”, sin más detalles.  

 

*Foto de portada: Marlene Martínez

Comparte
Fernando Merino Noriega