Cooperativa Ave: jóvenes que apuestan por la gráfica
Estudios Abiertos puede ser una oportunidad para generar vínculos entre los grupos independientes
Por Josué Cantorán @josuedcv
16 de abril, 2015
Comparte
Josué Cantorán

@josuedcv

Foto: Josué Cantorán

Foto: Josué Cantorán

Conformada por Fernando de Ita, Darío Yáñez, Braulio Meléndez y Carlos Quesada, la Cooperativa Ave es un grupo de jóvenes recién egresados de la carrera de artes plásticas del Instituto de Artes Visuales del Estado, que busca el fomento de la gráfica y el grabado ante un panorama donde, consideran, existen pocos espacios de apoyo a estas técnicas.

Ubicados en un departamento en la 12 Poniente 303, en el centro histórico de Puebla, y apenas cumpliendo un año de existencia, la Cooperativa Ave abrirá las puertas de sus estudios este sábado 18 y domingo 19 de abril como parte del proyecto de Estudios Abiertos, en el que 24 artistas permitirán al público la entrada a sus espacios de trabajo.

En el caso de la Cooperativa Ave, además de venta de obra producida en distintas técnicas como dibujo y grabado, los asistentes podrán ver de cerca el funcionamiento de una prensa e incluso podrán realizar sus propias piezas.

Este colectivo de jóvenes artistas nació, según cuentan ellos mismos, como respuesta a la falta de espacios dedicados a apoyar las artes gráficas no sólo desde la institución donde se formaron sino también de otras instituciones públicas a las que se han acercado.

Así, las primeras actividades que realizó el colectivo fueron las de promover el trabajo de los creadores universitarios en eventos como el primer encuentro interuniversitario de artes, donde se buscó que estudiantes de distintas instituciones que ofrecen la carrera de arte en la ciudad, “rompieran barreras” y conocieran el trabajo de todos.

El año pasado, durante la presentación del PechaKucha Night justamente dentro del marco de Estudios Abiertos, donde se presentaron siete propuestas de artistas emergentes, los jóvenes se vieron obligados por primera vez a pensar en nombre, y ahí surgió oficialmente “Cooperativa Ave”.

Ahora, ya egresados, los jóvenes cuentan además con un taller de grabado con las puertas abiertas a que ahí produzcan su obra otros artistas. Ahí, a cambio de una compensación, los integrantes del colectivo dan asesoría para utilizar las prensas y proveen de material a sus usuarios.

[quote_box_right]Este colectivo de jóvenes artistas nació, según cuentan ellos mismos, como respuesta a la falta de espacios dedicados a apoyar las artes gráficos no sólo desde la institución donde se formaron sino también de otras instituciones públicas a las que se han acercado.[/quote_box_right]

Todo esto surgió, además, ante la falta de espacios para exponer y trabajar grabado en los espacios más institucionales o comerciales, donde, consideran, ahora sólo se admite obra de artistas contemporáneos, dejando a un lado a otras tradiciones de más larga historia.

–El arte contemporáneo ahorita es el que está predominando –dice al respecto Darío–. Es algo contra lo que no podemos luchar, porque las galerías se prestan a decir ‘si no eres contemporáneo no puedes entrar’. Es un poco complicado.

Sin embargo, y gracias a la gran tradición de grabado en Puebla y al trabajo de otros colectivos independientes, los jóvenes buscan también que su taller se convierta en un punto donde converjan con otros creadores a nivel local.

CooperativaAVE01

En su participación durante Estudios Abiertos, adelantaron los artistas, habrá sesiones de dibujo, talleres de encuadernación donde se podrá imprimir un grabado, además de venta de obra.

Al respecto de Estudios Abiertos, los grabadores consideran que puede ser una oportunidad para generar vínculos entre los grupos independientes que trabajan en el centro histórico, pues la cercanía de galerías como El Venado y El Zanate podría permitir la creación de un circuito de espacios culturales para jóvenes en esa zona.

Su ambición, dicen, es la de aportar algo más a la escena cultural en Puebla acercar a los públicos a las artes gráficas.

Comparte
Josué Cantorán