Lado B
Anuncia Barbosa que entregará a la FGE datos sobre el espionaje en Puebla
En Puebla operó el Sistema de Control Remoto Galileo (Remote Control System), un software de vigilancia desarrollado por la empresa italiana Hacking Team
Por Ernesto Aroche Aguilar @earoche
22 de julio, 2021
Comparte

El gobierno de Puebla entregará a la Fiscalía General del Estado información sobre el sistema de espionaje que se instaló y utilizó en la administración del exgobernador Rafael Moreno Valle.

Miercoles.png

Lo anterior fue anunciado por Luis Miguel Barbosa Huerta, gobernador en funciones, luego de que en los últimos días se publicara en medios que se editan en la Ciudad de México una gran investigación internacional, encabezada por la organización periodística Forbidden Stories con el apoyo técnico de Amnistía Internacional, sobre la compra y uso del sistema de vigilancia digital Pegasus, desarrollado por la empresa israelí NSO Group.

De acuerdo con las investigaciones, el gobierno de Enrique Peña Nieto infectó más de 15 mil teléfonos de periodistas, activistas, personas defensoras de los derechos humanos y políticos, incluso de su propio partido y de grupos cercanos a su administración.

Hasta el momento no se tiene información de que el grupo político que encabezó Moreno Valle haya tenido algún trato con NSO Groups o la red de empresas intermediarias mediante las cuales se hacían pagos a los israelíes, lo que sí hubo en Puebla fue el Sistema de Control Remoto Galileo (Remote Control System), un software de vigilancia desarrollado por la empresa italiana Hacking Team.

También puedes leer: Moreno Valle usó el software de Hacking Team para espionaje político

En 2015 LADO B documentó el uso de esa herramienta tecnológica para el espionaje político por parte de la administración estatal que en ese momento encabezaba Moreno Valle.

Esto publicamos en julio de 2015: “La administración del gobernador poblano Rafael Moreno Valle espió a contrincantes políticos, infiltrándose incluso la casa de campaña de Ernesto Cordero en la interna panista de 2014 en donde se definió la continuidad de Gustavo Madero”. 

“También espió a periodistas y académicos infiltrando computadoras y equipos móviles de comunicación a través de virus informáticos (exploit) y software de recolección de información que compró a la empresa italiana Hacking Team en abril de 2013, así lo revelan los más de 400 gigas de correos y documentos internos de esta compañía que se hicieron públicos luego del hackeo del que fue víctima”.

Nidos de espionaje

En su rueda de prensa matutina, Barbosa Huerta dijo que su gobierno tiene “pruebas de que se adquirieron aparatos de espionajes, y no solo eso, sino formaron lo que ellos llamaban nidos, con personal encargado no solo del manejo y análisis de la información, con esos softwares y esas empresas extranjeras, formaron equipos de personas que seguían adversarios políticos, periodistas, empresarios”.

El tema ya había sido revelado por columnistas locales y retomado por la New York Times Magazine en una investigación que hizo en Puebla durante el 2017.

En un reportaje titulado “Guerra cibernética en venta”, el periodista Mattathias Shwartz explica que durante su reporteo en Puebla pudo platicar con un ex funcionario de la administración de Moreno Valle que le “aseguró que se estaba desviando más de 1 millón de dólares del presupuesto estatal anual para financiar la unidad de espionaje político”. 

También ubicó unas oficinas localizadas en la colonia Bella Vista que se usaron como centro de entrenamiento y nido de operación: 

“Los vecinos me dijeron que había sido abandonada durante varios meses. ‘La gente va y viene’, dijo una mujer. ‘Eran muy sigilosos. Dejaban equipo, se llevaban el equipo. Luego, un día, hace más o menos un año, vinieron y se llevaron todo, se fueron’. Otro vecino dijo que a menudo veía un coche de la policía estatal estacionado frente a la casa y un hombre con cojera entrando y saliendo —un ex agente de inteligencia, de acuerdo con alguien que estuvo presente durante el entrenamiento de Hacking Team—”.

Barbosa Huerta recordó además que desde 2017 hay denuncias sobre el tema en la Fiscalía: “Yo acompañé a denunciantes, siendo senador de la República. La denuncia fue de 2017, de agosto. Pero ya estamos preparando en el gobierno toda una… (sic) datos que haremos llegar a la Fiscalía General del Estado, sobre dónde funcionaban los nidos, quiénes los manejaban; tenemos los nombres, eh, de muchos”, concluyó.

*Foto de portada: Sora | Pexels

Comparte
Autor Lado B
Ernesto Aroche Aguilar
Suscripcion