Lado B
El Proyecto Estadio Azteca significa gentrificación para los vecinos
Bajo el pretexto de mejorar el Estadio Azteca para el mundial de 2026, Grupo Televisa quiere construir una plaza comercial con hotel que se conecte al Coloso de Santa Úrsula. El gobierno de la Ciudad de México pide a los constructores proyectos de mitigación para dar los permisos; “migajas de mitigación”, reclaman vecinos
Por Pie de Página @
23 de enero, 2022
Comparte

Arturo Contreras Camero

Para que Grupo Televisa, propietario del Estadio Azteca, pueda construir una plaza comercial con un estacionamiento de siete niveles, y un hotel junto al recinto, incluyó obras de mitigación en la zona, que incluye mantenimiento urbano; esta debería ser tarea del Gobierno de la Ciudad de México.

El Proyecto Estadio Azteca incluye un hotel de lujo en el que se podría hospedar la Selección mexicana de futbol; una plaza comercial que se conectará al estadio, y un estacionamiento de siete pisos.

El proyecto, dicen los vecinos, generará el encarecimiento de los servicios en la zona, lo que podría desplazarlos. Como las autoridades no tienen presupuesto suficiente para las obras de mantenimiento urbano de la zona, le piden a los vecinos que acepten el proyecto.

“Ellos dicen que eso va a hacer que mejore la plusvalía de la zona, lo que va a generar gentrificación; va a elevar el costo del predial, de la luz y de todo lo demás. Eso nos dijo Ricardo Ruiz, subsecretario de gobierno, que no hay dinero del gobierno para satisfacer los usos urbanos de la zona; y que era mejor aceptar el proyecto”, dice al respecto Francisco Cerezo Contreras, activista y vecino del lugar.

Un impacto geométrico

Según los cálculos de los vecinos, el Proyecto Estadio Azteca afectará a 13 colonias a la redonda; entre las que se encuentra el Pedregal de Santa Úrsula, el pueblo de Huipulco y el barrio de San Lorenzo así como las colonias de Santa Úrsula Tlalpan.

El pretexto para la obra es la copa mundial de futbol de la FIFA del 2026; sin embargo el proyecto urbano es parte de otro mucho más amplio que se había proyectado durante el sexenio de Miguel Ángel Mancera al frente del gobierno de la ciudad.

En ese entonces se planeaba crear una Zona de Desarrollo Económico y Social, un modelo de desarrollo en el que el gobierno de la ciudad estaba obligado a crear una asociación público-privada para instalar equipamiento urbano. Ese proyecto, llamado Ciudad Futura pretendía ocupar 528 hectáreas de suelo urbano en lo que era la antigua planta de asfalto para edificar en ella. Uno de esos predios se rescató y fue rehabilitado por el gobierno actual como un parque público

“Las megaobras ya no se hacen con dinero público, sino que ahora el gobierno, para dar los permisos para que éstos se realicen, piden a cambio proyectos de mitigación. A ver si en esas medidas, en las ‘migajas de la mitigación’, incluyen una mejor distribución del agua», agrega Francisco Cerezo.

Continuar leyendo en Pie de Página

 

*Foto de portada: Proyecto Estadio Azteca

Comparte
Autor Lado B
Pie de Página
Suscripcion